viernes, 22 de abril de 2016

La codorniz


anuncio
En una clara mañana de otoño, un cazador se afanaba preparando una trampa para conseguir atrapar la presa que esperaba que fuera el plato principal de la comida del día.

- Ojala consiga que en la trampa caiga alguna codorniz- pensaba el cazador para sí mismo- Llevo tanto tiempo sin probarlas, que casi he olvidado en sabor que tienen.

Escondido detrás de un árbol, observaba con impaciencia como las aves pasaban cerca de la trampa, pero ninguna se acercaba lo suficiente para que esta se activara. A punto de marcharse a casa, una hambrienta codorniz se lanzó por el cebo puesto en la trampa, quedando atrapada de forma instantánea.

- ¡Qué despistada he sido! –decía muy apenada la codorniz- Por no estar mucho más atenta a todo lo que me rodea y dejarme llevar única y exclusivamente por mi estómago, he caído en una trampa muy simple de la que hubiera podido escapar perfectamente sin demasiado esfuerzo. Todo lo que me pase desde este mismo momento, lo tengo bien merecido.

MORALEJA
Quien no estima el peligro, se convierte en su propio enemigo
La codorniz

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

Si tienes alguna fabula o creación literaria propia que quieres que te lo publiquemos aquí, pues solo es necesario que nos las envié

Si te gusta lo que lees, danos un +1