jueves, 6 de marzo de 2014

Los perros hambrientos


anuncio
Cierto día una jauría de perros hambrientos, que llevaban varios días sin comer recorrían la comarca en busca de alimentos y, cuando pasaron junto a un arroyo, uno de ellos dijo

- ¡Miren ay abajo! ¡Hay unas pieles que se remojan en el fondo del foso!

Efectivamente, en lo profundo de unas aguas cristalinas, se veían unas hermosas pieles sumergidas. Entonces la jauría de perros buscaba la manera de apoderarse de ellas, pero no las alcanzaban por la cantidad de agua. Así que el más viejo del grupo propuso:

- Si todos bebiéramos,de seguro disminuirá el líquido elemento y podríamos alcanzarlas cómodamente.

Así que sin pensarlo dos veces, se abalanzaron sobre el agua y bebieron y bebieron tanta agua hasta reventar, sin conseguir el objetivo codiciado.

MORALEJA
Las acciones apresuradas y torpes
pueden conducirnos a un absurdo final,
a veces es mejor esperar
Los perros hambrientos
Te puede interesar: El viajero y su perro

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

Si tienes alguna fabula o creación literaria propia que quieres que te lo publiquemos aquí, pues solo es necesario que nos las envié

Si te gusta lo que lees, danos un +1