miércoles, 28 de enero de 2015

El león rey


anuncio
Reinando el león sobre todos los demás animales, quiso congraciarse con ellos, prometiendo no dañarlos y protegerlos en adelante.

Pero no tardó en arrepentirse de sus promesas, y comenzó a buscar pretextos para devorarlos. Uno tras otro se presentaban ante él y el león les preguntaba si tenía mal aliento. Tanto si decían que sí, como si decían que no, ninguna de sus respuestas les convencía y terminaba por comerlos.

Cuando le tocó el turno a la mona de responder a la pregunta, ésta no le respondió ni sí, ni no, sino que, con astucia, le contestó:

Huele usted muy bien!”.

Ante lo que el león no encontró motivo para devorarla.

Pero el león quería comérsela de todos modos, así que se fingió enfermo y llamó a los médicos para que lo examinasen. Estos no dieron con su dolencia, pero como prevención le indicaron que se alimentase sólo de carnes ligeras para su estómago. El león encontró entonces la excusa perfecta y dijo “probaré entonces la carne de mona que me han dicho que es digestiva”, y ordenando que trajeran ante él a la astuta mona, se la merendó de un bocado.

MORALEJA
“Lo mismo da hablar que callar ante quienes nos quieren dañar”
El león rey  fabula
Si te gusta lo que lees, danos un +1