jueves, 8 de enero de 2015

El hombre, la oveja y la abeja


anuncio
Discutían una oveja y una abeja sobre cuál de las dos resultaba más útil para los seres humanos. Como sea que no lograban ponerse de acuerdo, decidieron preguntar al primer hombre que pasase por aquellos parajes.

No tardó mucho en aparecer un granjero que vivía cerca de allí, al que la abeja se acercó y dirigiéndose a él, le dijo “Buenos días granjero, quisiera preguntarle si conoce algún animal que sea más útil que yo”:

El hombre no dudó en su respuesta “La oveja lo es”

Muy sorprendida le preguntó la razón de su respuesta y el hombre accedió gustoso a dársela

No solo su leche y su carne sirven para alimentarme, sino que además su lana me sirve de abrigo y me protege del frío durante el crudo invierno. Así pues, si no fuese por ella no podría yo sobrevivir. Tú en cambio, sólo agradas mi paladar con tu rica miel, lo cual aunque es agradable, no puede ni compararse al servicio que me presta la oveja

MORALEJA
Nunca debe el ser humano valorar sólo el placer vano
El hombre la oveja y la abeja
Si te gusta lo que lees, danos un +1